Niños-Adolescentes Obesos Llegan a Odiar el Ejercicio.

lunes, 7 de febrero de 2011

La obesidad es un importante problema de salud en muchas partes del mundo pero, principalmente en Estados Unidos. A menudo, los adolescentes que son obesos llegan a odiar el ejercicio porque lo ven como una actividad que muestra claramente al resto de las personas su torpeza física. Por esto, no quieren que nadie les vea fracasando de esa manera. Los padres deben ayudar a los jóvenes con estos problemas, y sin embargo, muchas veces las buenas intenciones de los mismos, no consiguen más que aumentar el peso de los adolescentes. ¿Cómo pueden los padres ayudar a los niños obesos?

A veces, los niños-adolescentes tratan de lidiar con su peso mediante la realización de dietas drásticas, suprimiendo comidas e incitando el vómito. Un estudio realizado por el psicólogo Eric Stice e investigadores de la Universidad de Stanford, sugiere que las medidas drásticas adoptadas para reducir el peso en realidad pueden ser contraproducentes ya que lo único que producen son mayores ganancias de peso en el futuro.

La mejor manera de perder peso para los niños-adolescentes, son los cambios graduales en la dieta y el ejercicio. Estos cambios producen una reducción de peso lenta pero constante. Los padres, generalmente, se preocupan mucho por el peso de los pequeños cuando comienzan a notar el principio de la temida adolescencia y, a veces, su preocupación puede dar lugar a conflictos entre padres y adolescentes.

Los padres deben elegir el ejercicio físico de manera que no sea una actividad competitiva. Deportes muy buenos para conseguir la mejora de peso de los pequeños son: la natación, largas caminatas, senderismo o montar en bicicleta. Los padres deben recordar que los adolescentes obesos tienden a alejarse de los deportes competitivos, ya que creen que con su peso nunca conseguirán nada.

Por Qué No Funcionan las Dietas.

Durante mi propia transformación y pérdidade peso, aprendí algo que casi toda la genteno puede creer (pero que es una simple verdadbiológica).

Esto es lo que aprendí:

Las dietas no funcionan. De hecho, casi todos los que hacen dieta acaba recuperando todos los kilos que perdieron y engordando aún más que antes.

Cuando haces dieta, te pones en “modo de hambruna” , así que tu cuerpo reacciona engordando a la primera oportunidad.

Así es cómo tus programas FAT (Famine/Hambruna y Temperatura) se activan, y es de ahí de donde viene el término “dieta yo-yo”.

Al principio adelgazas, y luego tu cuerpo se asusta porque hay una hambruna y te vuelves insaciablemente hambriento por las comidas más grasas que existen, y cuando empiezas a comer normalmente, tu cuerpo hará todo lo posible para almacenar lo que comes en forma de grasa.

Las Toxinas pueden Hacer que Engordes.

¿Sabías que hay más de 800 toxinas almacenadas en nuestras células grasas ahora mismo?

Estoy hablando de aditivos alimenticios artificiales, de pesticidas, de herbicidas, de productos químicos del hogar y de docenas de otros compuestos a los que nos exponemos cada día.

¡Un estudio reciente demostró que casi todos los bebés nacen con más de 200 toxinas químicas en su organismo! Y conforme avanzamos en edad, si no tenemos cuidado, las toxinas tienden a acumularse y nuestro cuerpo reacciona ganando peso.

¿Por qué?

Bueno, si tu cuerpo está siendo bombardeado por toxinas del tabaco, alimentos procesados, contaminación y medicamentos, va a hacer todo lo posible por eliminar esas amenazas…

…pero si las toxinas que entran superan en número a las toxinas que expulsa, tu cuerpo tendrá que almacenar frecuentemente el exceso de toxinas en tus células grasas para mantenerlas “fuera de circulación” y para protegerte.

Si las toxinas siguen entrando, tu cuerpo reaccionará engordando más para que haya un espacio mayor para el desecho.

La grasa de tu cuerpo está actuando esencialmente como si fuera un vertedero para toxinas.

Puede que hayas oído que las toxinas industriales, como el mercurio, acaban en el mar y eventualmente penetran en los tejidos grasos del pescado (como el atún). Pues lo mismo pasa con los humanos.

Cuanto más ‘tóxico’ seas, más tóxica será tu grasa corporal; y es muy probable entonces que tu cuerpo engorde como una medida adicional para mantenerte protegido.

Es otro ejemplo de cómo tu cuerpo usa la grasa corporal como una forma de protección.

Por esta razón es por la que la desintoxicación de tu cuerpo puede ayudarte en el adelgazamiento a largo plazo.

Recuperar tu Energía.

¿Cuándo fue la última vez que tuviste un control total y completo sobre tu energía y tu vida?

Me gustaría compartir contigo la historia de Sue, una mujer que recuperó su poder (y perdió un montón de peso en el proceso).

Cuando conocí a Sue por primera vez, tenía 40 años. Ella trabajaba como encargada en una oficina y estaba bajo una enorme presión. En casa, también, nunc aparaba.

Era la típica historia…empleaba todo su tiempo en los demás y no le quedaba casi nada para ella. Se había perdido en su vida, y lo que era peor, había perdido su pode personal.

Estaba engordando, no dormía bien, y nunca se sentía equilibrada.

He aquí cómo Sue recuperó su energía:

Juntos, decidimos que ella, categórica y rotundamente, necesitaba 1 día por semana para dedicárselo sólo a sí misma. Sin trabajo, sin obligaciones familiares.

Esto no era fácil, pero cuando Sue explicó a su marido que tendría más para dar cuando se encontrara más completa, él entendió.

¡Y funcionó!

En su “día libre”, hacía las cosas más simples, como ir al parque, encontrarse con sus amigas para desayunar, leer…

…y en unas semanas, sólo con tener ese “día libre”, empezó a adelgazar, su vida familiar había mejorado, e incluso su trabajo era más llevadero.

A veces necesitamos que nos den permiso para tomarnos tiempo para nosotros mismos, para sentarnos en una cafetería y leer un libro.

¡Bueno, pues yo te digo que tienes permiso!

De hecho, es absolutamente imprescindible que te tomes tiempo sólo para ti, una vez esta semana – incluso si es sólo un par de horas – para hacer lo que sea que te alegra el corazón.

La Muerte de la Dieta Yo-Yo.

¿Has notado alguna vez que hacer dieta es un poco como sujetar una pelota debajo del agua…? El momento en que la soltamos, ¡rebota y se sale del agua!

Esto es lo que pasa: Tu cuerpo se siente hambriento, y a un nivel genético, reacciona haciendo todo lo posible
por engordar de nuevo en cuanto dejes de negarte alimentos.

Esto es la dieta yo-yo…¿te ha pasadoalguna vez?

Adelgazas 3 kilos, y luego engordas 5. Adelgazas 10 y engordas 12. Y, aunque adelgazar es extremadamente difícil, ¡ engordamos tan rápidamente que nos sentimos inestables! Es como estar en guerra contra tu propio cuerpo.

Y lo es. Si tú luchas contra tu cuerpo, normalmente perderás.

Entonces, ¿qué se supone que tienes que hacer?

He aquí 3 simples cosas que puedes hacer para DETENER esta pauta yo-yo:

1. Inmediatamente, empieza a usar mi Grabación de Visualización por la noche, por la mañana y a lo largo del día también. Esto es extremadamente eficaz.

2. Durante cada comida, en lugar de pensar “¿Qué es bueno?” o “¿Qué es malo?” concéntrate únicamente en añadir los alimentos beneficiales que tu cuerpo necesita.

3. No te compliques mucho, y pregúntate a ti mismo, en cada comida:

“¿dónde están las proteínas? dónde están los alimentos crudos? y ¿dónde están los ácidos grasos Omega-3?”

Sé que todo esto suena demasiado fácil – demasiado bueno para ser verdad – pero si no haces nada más que seguir estos 3 sencillos pasos, habrás dado un gran paso para desactivar tus programas FAT y para alcanzar resultados asombrosos y permanentes.

Perder kilos Rapidamente.

domingo, 6 de febrero de 2011

¿Quieres saber como perder kilos rapido? Si es así, no busques más. Este es el articulo más importante que vas a leer. Así que presta mucha atención y lee cada palabra de esta página con la máxima atención. La mayoría de la gente no comienza con una meta bien definida. Pero has tomado el paso correcto al tener una meta definida. Y la meta de perder kilos rapido posible. Sólo se necesita un plan.

Comienza con una sesión de ejercicios – Tan pronto como te despiertes, comienza con una sesión de ejercicios. Esto pondrá tu cuerpo en el modo de quema de grasa de inmediato. Tendrás más energía y haras más cosas durante el día. No es necesario un equipo de gimnasio de lujo para el entrenamiento. Los ejercicios sencillos de peso corporal harán el trabajo. Los ejercicios como flexiones, sentadillas , abdominales y un poco de jogging son eficaces. Hazlos por 30 minutos.

Come el desayuno - Si realmente quieres saber como perder kilos rapido esto es bastante importante . Después de terminar de hacer ejercicio, come un desayuno saludable. El desayuno debe ser rico en proteínas y fibra. La proteína y fibra tienden a incrementar el metabolismo. Y lo más importante, un desayuno saludable te mantiene enérgico y te ayudara en tus demas actividades. Un jugo de manzana o jugo de arándano son buenos para el  desayuno.

Elimina las Pizzas - Las pizzas son peligrosas. No importa lo rico que sean,  son los peores alimentos que puedes comer. Las pizzas son la causa fundamental del sobrepeso, acné, alergias, síndrome del intestino irritable y  otras enfermedades. Además de que contienen un compuesto dañino llamado glutamato monosódico que causa otros males. Debes eliminarlas totalmente de tu dieta. Si eso no es posible, comelas cada dos o tres semanas.

Por lo tanto en este momento ya sabes como perder kilos rapido, unicamente aplica estos 3 sencillos consejos y podras deshacerte de tus primeros kilos. Ten confianza en ti mismo y seguramente lograras tu objetivo.

Quemar Grasa del Abdomen y Perder Barriga.

¿Quieres saber como quemar grasa del abdomen, pero tambien asegurarte de que no tienes que enfrentarte a cualquier tontería que no es más que un desperdicio de dinero y un posible daños a tu salud? Bueno, lo primero que debes hacer es felicitarte por querer alejarte de los métodos no naturales! Es probable que ya hayas experimentado algún revés importante o efectos secundarios por el uso de una de estas dietas de moda de estos días! Si quieres saber como quemar grasa del abdomen y conseguir un estomago plano ... naturalmente, sigue leyendo para aprender 2 secretos simples que pueden hacer maravillas!



Secreto #1 Come alimentos quema grasa y bebidas quema grasa - El secreto más fácil para conseguir un estomago plano es asegurarte que los alimentos que consumes y los tipos de líquidos que ingieres son los que se consideran "súper alimentos" o "súper bebidas".

Algunos de los mejores alimentos quema grasa que te recomiendo que comas todos los días son alimentos ricos en antioxidantes (frutas, chocolate negro, e incluso palomitas de maíz!). Algunas de las mejores bebidas quema grasa que te recomiendo son el agua (por supuesto!), el té verde (rico en antioxidantes), y el vinagre de sidra de manzana (de mal sabor, pero es muy saludable para ti).

Secreto #2 Aumenta tu tasa metabolica naturalmente - No uses pastillas que prometen que aumentaras tu metabolismo esto no funciona con eficacia, ni es natural, y no producen resultados permanentes! Si quieres quemar rápidamente la grasa abdominal, es muy importante que hagas todo lo posible para aumentar naturalmente tu metabolismo y también que siga funcionando tan rápido como sea posible a la manera más coherente posible. He aquí algunas recomendaciones:

- Haz ejercicios de alta intensidad (correr, carreras de velocidad, deportes, natación, etc) y entrenamiento compuesto con pesas (que trabajan más de un grupo muscular a la vez, como sentadillas y abdominales). Ambos ejercicios no sólo aumentarán tu tasa metabólica, sino que también mantendrá tu metabolismo muy activo y después de que tu entrenamiento haya terminado tambien!

- Asegúrate de que duermas por lo menos 7 horas cada noche. Esto evitará que tu metabolismo funcione sin problemas (lo cual es muy importante en la noch

¿El Ejercicio Realmente Adelgaza.?

viernes, 4 de febrero de 2011

Realizar alguna actividad física es visto como un método infalible para bajar los kilos de más. No obstante, esta teoría tan arraigada y aparentemente irrefutable se ha comenzado a cuestionar, incluso algunos expertos apuestan por lo contrario.


Algunas personas se someten a largas horas en el gimnasio con la esperanza de hacer ceder la balanza a favor de unos kilos menos, pero no consiguen los resultados esperados. Y es que siempre se ha concebido que hacer ejercicio ayuda a bajar de peso, pero esta frase idealizada comienza a transformarse en un mito y muchos no saben qué creer o qué pensar.

Es muy cierto que aquellas personas que realizan una rutina de entrenamiento diaria pesaran mucho más si dejaran de hacerla. Pero por otro lado, hacer ejercicio produce una ansiedad mayor para comer. Al finalizar la actividad el cuerpo automáticamente exige reponer las energías consumidas y la manera de hacerlo es a través de la comida.

El ejercicio físico cuenta con bondades fundamentales tales como: incrementar el funcionamiento del sistema cardiovascular y respiratorio; generar cambios en la mente del hombre, produciendo moderados efectos positivos; aumentar la función cerebral, ayudando a que el individuo esté más despierto y alerta; fortalecer huesos, ligamentos y tendones; asegurar mayor capacidad de trabajo; y en el último renglón, se puede decir que mejora el aspecto muscular de la persona.

Rol protagónico de la nutrición

Cuando se comienza a investigar acerca de este escéptico fundamento, se comprueba que confiables científicos, nutricionistas y hasta los mismos entrenadores físicos, recomiendan que para adelgazar lo esencial y verdaderamente efectivo es comenzar por comer menos y establecerse un régimen alimenticio saludable.

Según el nutricionista Juan Pablo Vásquez para bajar de peso lo mejor es una combinación tanto de dieta como de entrenamiento físico, ya que es cierto que el ejercicio no va a ayudar a bajar de peso por sí solo, pero es de vital importancia para ayudar a mantener el peso perdido mediante un buen régimen alimenticio.

Estimulo apetitoso

El problema básico está en que, mientras es cierto que el trabajo físico hace quemar calorías y esto hace que el cuerpo pierda peso, ejercitar también tiene el efecto importante de estimular el hambre. La persona comienza a comer más, lo que puede resultar bastante negativo en la batalla contra la gordura.

Existe el factor de que las personas se confían tanto en la ayuda del ejercicio, que al comenzar una rutina de entrenamiento empiezan a comer incluso más que antes, con la idea de que pueden quemar todo lo que comen en el gimnasio. Hacen su propia compensación entre las comidas y las horas que pasan sudando y moviendo el cuerpo.

Algunos suelen pensar “¿qué significan estas dos empanadas en comparación a la hora completa de cardio que hice esta mañana? No creo que afecte mucho…”, pero la verdad es que no se puede comparar las 300 calorías quemadas durante la hora de ejercicios y las calorías que contiene cada empanada o cualquier otro alimento rico en carbohidratos que las personas eligen consumir.

También, al finalizar la jornada deportiva, son muchos los que acuden directo a ingerir cualquier bebida energética, que aunque no se piensa mucho en esto, cada botella de 20 onzas contienen aproximadamente 130 calorías. Al complacer este sediento antojo se estará perdieron una valiosa parte del ejercicio realizado.

Otros mitos que aclarar

- ¡Realizar series de abdominales diarios NO hace reducir la barriga! Estos ejercicios ayudan a fortalecer los músculos del abdomen, pero por lo general, cuando se tiene exceso de peso, estos músculos se encuentran por debajo de la capa de grasa, y esta actividad no puede tener resultados muy significativos en la apariencia física.

-¡El gimnasio NO es mejor que cualquier otro tipo de ejercicio que se realiza fuera de él! A muchas personas se les hace más fácil ir a trotar por alguna zona de su preferencia; otras eligen seguir alguna rutina desde su casa, y cualquiera de estas formas está bien.

- ¡Ejercitar mucho más fuerte y por bastante tiempo NO es una condición para obtener los resultados deseados! La genética humana juega un rol fundamental. Cada persona responde al ejercicio de una manera distinta a la otra y lo importante es encontrar el tipo de entrenamiento que ayuda a cada quien a sentirse bien. El exceso de ejercicio puede debilitar el sistema inmunológico del cuerpo y el poder que tiene para combatir enfermedades.

-¡Sudar NO adelgaza! Y tampoco es sinónimo de perder grasa. De hecho, sudar en exceso puede conllevar a sufrir una deshidratación severa. Se pierde más peso, es cierto, pero sólo de agua, que se recupera en cuanto se bebe lo necesario.
Sabías que…
No es necesario pasar largas horas en el gimnasio para mejorar la salud. Según una nueva investigación que publica la revista BMC Endocrine Disorders, lo mejor contra la diabetes y los problemas cardiovasculares es un ejercicio breve pero intenso.

Excelente Idea

Al terminar la rutina de ejercicio, y haber ingerido estrictamente lo necesario para saciar su hambre, se deben cepillar los dientes. Está comprobado científicamente que el cambio a ese sabor en la boca hace perder el apetito.

El error

Premiarse con un dulce por haber ido al gimnasio.

Calorías consumidas por caloría quemadas

1 Arepa: 250 Ca.

1 Rebanada pan integral : 73 Ca.

30 gramos de queso amarillo: 100 Ca.

1 Huevo revuelto: 133 Ca.

1 Lata de refresco: 154 Ca.

Media hora de aerobics: 178 Ca.

Media hora de correr: 325 Ca.

Media hora de caminar: 150 Ca.

Media hora sentado viendo televisión: 50 Ca.

Según mi experiencia el ejercicio es bueno para adelgazar lo importante es no sobrepasarse con las comidas, además que el desarrollar masa muscular a la larga te hace perder mas calorías porque tu cuerpo requiere mas energía por eso es bueno ir al gimnasio.
Fuente: www.esteticaysalud.com.ve